Como saber el grado de discapacidad
Personas discapacitadas

Cómo saber el grado de discapacidad

El término grado de discapacidad se ha creado con el fin de determinar hasta qué punto la discapacidad incide en la autonomía de una persona. Pues, como sabrás, cada persona presenta una situación diferente. Veamos más detalles.

¿Qué es el grado de discapacidad?

El grado de discapacidad no es más que la valoración de la discapacidad declarada en porcentaje, la cual se establece partiendo de criterios técnicos unificados y contemplados por la Administración Pública.

Para realizar la valoración se tienen en cuenta las discapacidades que presenta la persona, incluyendo algunos aspectos sociales complementarios que hacen más difícil su integración en la sociedad como el entorno familiar, la situación laboral, cultural y educativa.

Por supuesto, se realiza una valoración física, psíquica y sensorial de la persona. Durante todo este proceso actúan diferentes actores, es decir, médicos, psicólogos y asistentes sociales.

Eso sí, estas personas pertenecen a un tribual médico certificado. En el caso de España los conocemos como Equipos de Valoración y Orientación (EVO).

Cómo conocer el grado de discapacidad de una persona

Para no profundizar mucho en el tema, solo queremos comentarte que las discapacidades suelen dividirse en discapacidades físicas, mentales y sensitivas. Pues, hablamos de grupos heterogéneos y amplios que se clasifican en diferentes subgrupos.

El hecho es que el grado de discapacidad valora cómo las distintas discapacidades influyen en la vida diaria de una persona.

Desde luego, hablamos de aquellas actividades que son normales en todos los ciudadanos. Estas son:

  • Actividades de auto-cuidado como comer, vestirse, higiene personal, evitar riesgos…
  • Comunicación exterior.
  • Actividad Física, ya sea intrínseca (vestirse, levantarse, reclinarse, etcétera) o funcional (empujar, elevar, llevar…).
  • Funciones sensoriales como oír, ver, hablar…
  • Funciones manuales, es decir, sujetar, apretar y agarrar.
  • La capacidad para usar los medios de transporte.
  • Actividades sociales y de ocio.
  • Función sexual.
  • Efectos sobre el sueño.

Grados de discapacidad

Bien, aclarado el tema de las actividades alusivas a la vida diaria, existen cinco grados de discapacidad:

Grado 1: Discapacidad nula

Los signos, los síntomas o secuelas están presentes y prueban alguna dificultad para realizar actividades de la vida diaria, sin embargo, son compatibles con la práctica total de éstas.

Grado 2: Discapacidad leve

Los síntomas, signos o secuelas existen y justifican alguna complicación en la autonomía de la persona, pero también son compatibles con la práctica de las actividades diarias.

Grado 3: Discapacidad moderada

Los signos, síntomas o secuelas generan una reducción importante o imposibilitan la capacidad de la persona para ejecutar algunas actividades de la vida diaria, salvo las actividades de autocuidado.

Grado 4: Discapacidad grave

La patología o la condición producen una disminución significativa a la hora de realizar casi cualquier actividad de la vida diaria, afectando incluso algunas de las actividades de autocuidado.

Grado 5: Discapacidad muy grave

Se considera que una discapacidad es de grado cinco cuando la persona no es capaz de realizar ninguna de las actividades que mencionamos anteriormente.

Conclusión

En fin, podemos decir que determinar el grado de discapacidad es un proceso súper complejo porque predominan dos valoraciones: las “Limitaciones de la actividad” y los “Factores sociales complementarios”.

Pero, como dijimos en un principio estas valoraciones se expresan en porcentajes.

En tanto, cuando alguien alcanza un 25% en “Las Limitaciones de la actividad”, se incluye a ese porcentaje los factores que pueden limitar su participación total en la sociedad al igual que el resto.

Lo cierto es que se puede catalogar de discapacitada a una persona que alcanza un grado igual o superior al 33%. En este caso, puede obtener su Certificado de Discapacidad emitido por los Equipos de Valoración y Orientación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *